Práctica snorkel con seguridad este verano

Diviértete este verano practicando snorkel en Las Palmas de Gran Canaria. Se trata de una actividad divertida, relajante y segura. Podrás contemplar el fascinante mundo que hay bajo el mar. Es una actividad al aire libre que podrá practicar cualquier persona siempre y cuando esté sana y sepa nadar. A diferencia del buceo, el snorkel no conlleva inmersiones a gran profundidad ni equipos aparatosos. Se práctica a ras de agua y tan solo se necesitará unas gafas de buceo y un tubo para poder respirar debajo del agua. Gracias a ello, no tendrás que estar saliendo a la superficie constantemente. Este es, precisamente, su principal atractivo: ver la vida submarina en su entorno natural de una forma ligera.

Aunque el snorkel es fácil y seguro, no está demás tomar una serie de precauciones para evitar los accidentes o los sustos. Por ello, en Gran Can Boats os vamos a dar una serie de consejos para practicar snorkel con total seguridad este verano.

Consejos para hacer snorkel

Elegir un buen lugar

Lo primero de todo es elegir una superficie totalmente segura. Con ello, nos referimos a zonas donde no estén pasando continuamente embarcaciones o motos acuáticas. Además, deberás practicarlo un día donde la mar esté tranquila. Otro factor importante para elegir el lugar será si la zona tiene un ecosistema rico, es decir, si tiene mucha flora y fauna que ver. Recuerda utilizar el sentido común, sobre todo las primeras veces que lo practiques. Lo recomendable es hacer snorkel en aguas limpias y poco profundas para coger confianza. Importante: no te alejes de la playa o de la embarcación.

Equipo de snorkel

Necesitarás unas gafas de buceo, un tubo y unas aletas (opcional). A la hora de ponerte las gafas, deberás ajustarlas hasta que sellen bien. De esta forma, evitarás que entre agua. Del mismo modo, deberás asegurarte de que el tubo de snorkel está cerca de tu boca. Con respecto al tubo, deberás morder suavemente la boquilla de forma que tus labios la sellen evitando así la entrada de agua. Si las gafas de buceo se empañan, lávalas, aplica un poco de saliva y frótala por todos los lados. Después, vuelve a lavarlas. De esta forma, evitarás que se empeñen. Con respecto a las aletas, es opcional aunque te moverás mucho más rápido y cómodo.

Tranquilidad en la respiración

Inhala y exhala tranquilamente a través del tubo. Respira lenta y regularmente por la boca a través del snorkel. Al principio te costará e incluso sentirás un poco de miedo, pero a los cinco minutos ya te habrás acostumbrado. Podrás relajarte y disfrutar de las vistas. Posiblemente, te entre algo de agua en el tubo. A veces será por el oleaje y otras porque meterás la cabeza demasiado. Una forma de eliminar el agua será sacando el tubo a la superficie y soplar con fuerza y rapidez.

No toques nada

Disfruta del paisaje sin tocar nada ni peces ni plantas ni rocas. Procura no interferir en la vida marina. Limítate a disfrutar de la belleza de la flora y fauna del mar. Del mismo modo, intenta hacer inmersiones con grupos de pocas personas para evitar ahuyentar a las especies.

Si has elegido Las Palmas de Gran Canaria como tu lugar vacacional, desde Gran Can Boats queremos recordarte que alquilamos embarcaciones sin titulación. Además, incluimos dos equipos de snorkel para que puedas disfrutar de un momento divertido, relajante y bonito. Si estás interesado, contacta con nosotros.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *